¿El dinero lo es todo?

Por AVIDGE

De la pregunta de la intitulación se puede formular de muchas formas. ¿La felicidad puede adquirirse con solo la disposición de bienes materiales?.

Antes de continuar con el artículo muchos preguntarán ¿y qué es la felicidad?. El concepto de felicidad fue objeto de debate de muchos filósofos, para explicar mejor mi artículo, me voy a quedar en dos filósofos muy importantes (todos son importantes, evidentemente) que debatieron sobre el tema: Aristóteles y Platón. El primero, materialista, concebía la felicidad desde un punto de vista material y el segundo, moralista, su concepto sobre la felicidad se definía desde la moralidad. De estos dos conceptos, precisamente va este artículo: MORAL /MATERIAL, MATERIAL/MORAL.

MATERIAL: Dinero, casas, mujeres, coches de alta gama, autoridad, temido, etcétera.

MORAL: Honesto, justo, generoso, amado, querido, respetado, admirado y modelo a imitar.

Vaya por delante que todo el mundo quiere y tiene derecho a pasarlo lo mejor posible durante su instancia en esta vida, todo el mundo tiene derecho a ser importante puesto que el deseo de ser importante es el instinto más profundo que anima al carácter humano y el principio más profundo de este carácter humano es el deseo de ser admirado, deseado, amado o querido. Me explico, a cualquier ser humano le encantaría que le quieran, que sea admirado y respetado, que sea el ejemplo o modelo a seguir. El problema está en cómo conseguir ser importante?, ¿cómo llegar a ser un referente moral?, es ahí donde separa la fina línea entre ser un dictador y ser un demócrata; entre ser un Mandela y ser un Obiang Nguema; entre, uno, ser un hombre querido y ,otro, ser odiado, entre un defensor de los valores y un depredador de los mismos, entre un buen administrador de la economía de un país y un corrupto salvaje.

Llegar a ser importante en una sociedad normal (no como el nuestro, inversa e invertida) se consigue por méritos propios. Tanto si es trabajando como agricultor, comerciante, albañil,ect.. como serlo como médico, arquitecto, profesor, economista,… . Hoy en día, en Guinea Ecuatorial, es todo lo contrario. El pillaje y el desfalco se han convertido en el “modus operandi” premiado, avalado encepado o acepado por el sistema , no solo no se premia el esfuerzo y el mérito sino también es tomado como una pérdida de tiempo y como befa y mofa. Todos quieren ser ricos sin dar palo al agua, clarooooo!! si Teodorín y gabrielín son unos ricachones, son guineanos como cualquier otro joven y no muy joven guineoecuatorianos y nunca han dado el palo al agua en sus vidas…. porqué no imitarles, porqué no admirarles y ser modelos a seguir si es que “a nadie le amarga un dulce”?, preguntarán muchos guineanos, sobre todo jóvenes. “nadie duerme”(obiang dixit). “El presidente dijo que nadie se duerma, que todo el mundo aproveche el dinero que caiga en sus manos para aprovecharlo ya que el petróleo es un producto perecedero. Algunos tienen sus empresas, otros tienen sus fincas. Sabemos que el petróleo va a terminar, lo peor es que se acabe, como muchos de nuestros “hermanos” que se han quedado sin carretera, sin casas, sin nada y sin petróleo” (Purificación Angué Ondo, embajadora de Obiang en el Reino de España DIXIT).

Dinero, yates, jets privados, inmuebles en París, mansiones en Malibú (California), colección de súper coches de lujo, obras de arte, iconografías de Michael Jackson, drogas, sexo (chenoas, Mikkelsens, Eves,…) y alcohol a tutiplén, éste es Teodoro Nguema Obiang Mangue “el patron”, el “desiderátum”, el” súmmum” de la juventud guineoecuatoriana.

Propiedades de Teodoro Nguema Obiang Mangue confiscado por los jueces franceses y americanos

El que fuera apodado por los franceses como “mono loco” por obligar cerrar los grandes centros comerciales de París mientras hace las compras, sus padres, su hermano Gabriel Nguema Lima y todo el entramado corrupto que nos tienen secuestrados, realmente son felices?

Que cada uno saque sus conclusiones, yo realmente creo que no, peor en estos momentos que el pueblo guineoecuatoriano sufre una crisis porque ha tenido que hacerse con las facturas de sus excesos.

A un ladrón corrupto con dinero se le llama señor ladrón corrupto. Por mucho dinero que tengan atesorado, por muchos bienes que tengan acumulado dentro y fuera de Guinea Ecuatorial siempre se volverán pobres, son pobres en lo moral y en lo material.

Un buen gobernante se caracteriza por un hábito virtuoso, que no se deje llevar por pasiones irracionales que le impulsan ciegamente hacia vicios o errores que cuestan superar. Ha de obrar en la medida posible para el bienestar de sus ciudadanos. Padecer un excesivo alejamiento de la realidad de sus conciudadanos hace de un gobernante el único culpable de los problemas que acaecen en dicha sociedad como es nuestro caso. A las injusticias, alta corrupción, clientelismo, ausencia sanitaria y de educación ha venido a sumar la crisis económica y estos problemas hacen de Obiang Nguema como el presidente que pasará a la historia de Guinea Ecuatorial como el peor presidente, calificación que justifica sobradamente sus acciones.

Obiang hasta a estas alturas (porque está a punto de ser historia) no se ha dado cuenta que tanto si un gobernante es demócrata o es un dictador lo es sobre las demás personas y no sobre animales o las plantas. A estas alturas no se ha dado cuenta que necesita (por mucho que se empeñe no reconocerlo) de su pueblo para ser alguien.

Señor Obiang, dimita y convoca una mesa de diálogo de verdadera con observadores parciales. Convoca elecciones democráticas en las que ni tú ni uno de los tuyos participe, déjale al pueblo elegir tranquilamente a sus gobernantes que puedan los asuntos que les afecta; si lo haces a tiempo, el pueblo también te dará una oportunidad de dejarte ir a vivir en tu pueblo. Sé valiente y no sigas en tus maniobras por heredar a tu hijo esta dictadura.

Tanto va el cántaro a la fuente que al final se rompe

TÚ MISMO

Radio Macuto Facebook

Share This:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *