Tributo al pueblo annobonés

 

Por Zanghadji Maêt Salet

Annoboneses, los signos que marcan hoy nuestra geografía política, son hechos llevados a cabo en otro tiempo para venir a determinar nuestra actual realidad social como pueblo de Annobón.

Podríamos tomar memoria de todos ellos, y así lo hacemos, y llegar a la conclusión de que, “talar el árbol de nuestro tronco común, fue y ha sido la excusa para arrancarnos, de cuajo, todas aquellas raíces que nos vinculaban de forma directa con el origen de quienes somos. Y fue, únicamente, con el solo propósito de trazarnos un nuevo destino que tan solo debía conducirnos a nuestra actual situación de postración política y social.

Trasgredir nuestra legitimidad histórica, por tanto, dio igualmente pretexto para asignarnos un nuevo origen como pueblo; que, como cabía esperar, provendría, supuesto, de la esclavitud de los pueblos negros. Y fue así, cómo se encargaron de asentar en nuestro subconsciente colectivo, la idea de: “Un pueblo sin raíces, ni pasado”.

Flotando desde entonces en la deriva de toda suerte de infamias políticas, como corrientes arrastrándonos a nuestra desaparición física como pueblo annobonés, hoy, y aquí, de nuevo, convocados por la fuerza del apremio que urge de nuestra respuesta colectiva y solidaria, alzamos nuestra mirada para contemplar y tomar como referencia, en nuestro proceder común, el origen de nuestros padres.

Pues de ellos, de sus raíces y de su historia, nos viene y heredamos la semilla que fecunda en nosotros nuestra condición de annoboneses. Llegados, pues, a este punto de “una identidad común, en un mismo destino”, nuestra lealtad colectiva se inclina hoy, para reconocer y asumir como señas de nuestra identidad original, a:

 

– “NGHÄDJI PÁ GIYAN D’ÔLATU”, (principio de los marcados como “Laurel”).

– “PAPÀ DANADU”, (principio de los marcados como “Rubio”).

– “TON NGÔLÔ”, (principio de los marcados como “Merino”).

– “TON MALÊ”, raíz de los denominados “Malé”.

– “WEL”, (principio de los marcados como “Aguilar”).

– “TONBALAM” y “NDÊZA PAXIKA”, (principios de los marcados como “Mejilla”).

– “DÒLUZA”, (principio de los marcados como “Bárcena”).

– “MENENSÀ MÁGUTIN”, (principio de los marcados como “Garriga”).

– “TON NGÔLÔ”, raíz de los denominados “Ngoló”.

– “TOÑY FÏPPA”, raíz de los asignados como “Felipe”.

– “MENÈ DONEV”, raíz de los denominados “Nieves”.

– “PÁ XIVEXI”, (principio de los marcados como “Sisa”).

– “ZAN KOLAL”, raíz de los denominados “Coral”.

– “TON PELAY”, o “BÔMBÔ MALIA”, raíz de los denominados “Pelayo”.

– “FDEL”, (principio de los marcados como “Codina”.

– “TOÑY TÚSANTU TOMBITXI”, (principio de los marcados como “Torrente”).

– “PÚDÚ KÓDÏNA”, raíz de los denominados “Kòdïna”.

– “ZANKÜSSÙ BIL”, raíz de los denominados “Bill”.

– “PÚDÚ SALAN”, (principio de los marcados como “Andreu”).

– “PÚDÚ ZÀMENE”, raíz de los denominados “Samené”.

– “MENÈ GÊZA, (principio de los marcados como “Gonzáles”).

– “TÒBAÊ” y “TIV”, (principios de los marcados como “Aracil”).

– “PAXIKU SALU”, o “PAXIKU MÁTOMÈ”, raíz de los denominados “Salas”.

– “DAMIYÀ MÁDOZAL” y “MÁDJIMOLA MÁZE”, (principios de los marcados como “Barril”).

– “ZWAN TOMBUL”, raíz de los denominados “Bul”.

– “PANTA”, (principio de los marcados como “Lozano”).

– “XANGA”, o “MENELÊ LENSUGÊ”, raíz de los denominados “Mabanja”.

– “TOÑY FAXA MÁDALAM”, raíz de los denominados “Faix”.

– “SALET MÁKÜSS”, (principio de los marcados como “Zamora”).

– “TOÑY NGHÄDJI DJADJE”, (principio de los marcados como “Laplata”).

– “TOÑY KITXI DJADJE”, raíz de los denominados “Yayé”.

– “TOMUM”, raíz de los denominados “Mum”.

– “TOMÈ SANDÔLÜYA”, raíz de los denominados “Tomé”.

– “NENE”, (principio de los marcados como “Artilleros”).

– “TABIYÊ ZÄNA”, (principio de los marcados como “Segura”).

– “SALAN MALÊ” y “NGHÄNDJIYÊ”, (principios de los marcados como “Domingo”).

– “SADÔL”, (principio de los marcados como “Tortosa”).

– “INIS”, (principio de los marcados como “Alfaro”).

– “TOÑY DËDA”, (principio de los marcados como “Catalán”).

– “MANTA”, (principio de los marcados como “Muñoz”).

– “MATXÀ KOLE”, o “FAXA MÁDALAM”, (principio de los marcados como “Mahón”).

– “TAPÔ”, (principio de los marcados como “Dueso”).

– “MATXÀ JATXÏNA”, raíz de los denominados “Cachina”.

– “TOÑY TÀPÉDÄNA”, (principio de los denominados “Medina”).

– “MENEMBÔ MÄYA”, (principio de los marcados como “Esteban”).

– “MENE NGHÄNDJI, (principio de los marcados como “Kintana”).

– “TÀBÁYÌ, (principio de los marcados como “Balmaceda”).

– “TÒÌB, (principio de los marcados como “Faustino”).

– “TOÑIMOLO NDO”, (principio de los marcados como “Estrada”).

– “PAPÀ LANDÊ”, (principio de los marcados como “Sánchez”).

– “PAPÀ ANDÔ, (principio de los marcados como “Sagunto”).

– “PÚDÚ NDJËLA”, (principio de los marcados como “Olivera”).

– “PÁKUMÀ”, (principio de los marcados como “Panadés”).

– “ZANKÜSSÙ MEMBÔ”, (principio de los marcados como “Aragón”).

– “MENEMBÔ TÀNDÊZA”, (principio de los marcados como “Padilla”).

– “TON GÊDÊ-GÊD”, (principio de los marcados como “Liso”).

– “MENÈ MÁDJIMÖLO”, (principio de los marcados como “Bizantino”).

– “ZÈ TAÙ, (principio de los marcados como “Orense”).

– “PÁ DEGÄDU”, raíz de los denominados “Delgado”.

– “TOÑY MÁMATÊ”, (principio de los marcados como “Cartagena”).

– “TOÑIMOLO MATÊ MAGNA”, (principio de los marcados como “Blanco”).

– “DJIMINGU PÁDJÌ MAGNA”, raíz de los denominados “Lôbida”.

– “FDÈ MAGNA”, (principio de los marcados como “Burgos”).

– “SALET MAGNA”, (principio de los marcados como “Pontevedra”).

– “TOÑIMOLO MALÌA”, (principio de los marcados como “Santander”).

– “TÔNGÔXÔ”, (principio de los marcados como “Brigol”).

– “ZÈ MEGÄLU”, y “ZANKÜSSÙ MÉGÄLU”, raíces de los denominados “Mergal”.

– “MENENZÀ MÁNÄNA”, (principio de los marcados como “Egido”).

– “PAPÀ DÀOYE”, (principio de los marcados como “Alcántara”).

– “GENALO”, (principio de los marcados como “Marquez”)… Etc.

 

Por todo ello, y, por todos ellos, asumimos hoy, y aquí, que el valor de nuestra identidad colectiva, en la legitimidad de nuestros derechos históricos, es la lealtad en la salvaguarda de nuestros intereses communes como pueblo annobonés.

 

Radio Macuto Facebook

Radio Macuto Autor

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *