Press "Enter" to skip to content

La vergonzosa cara de los distritos urbanos en Annobón

0

 

Durante la campaña electoral de 2016, en el programa del partido gubernamental, el proyecto estelar era la creación de Distritos Urbanos en todos los municipios del país, a excepción de Annobón. Lo que justifica, sin ambages que, en el seno de PDGE, no se considera a Annobón como parte integrante del territorio de Guinea Ecuatorial, ya que no ha sido incluido en el proyecto estrella del partido.

Sin embargo, durante la Gira Presidencial del presente año 2017, mientras el mandatario inauguraba algunas obras en algunos Distritos Urbanos, ya avanzadas o culminadas; en el hemisferio sur se dio lugar lo inaudito y vergonzante, no para los annoboneses, sino para la raquítica casta política annobonesa.

 El 31 de marzo del presente año 2017, el presidente de la república clausuraba la Gira Oficial Presidencial, que le llevó por todo el país. Fecha curiosamente que pudimos escuchar banalidades como: “Ahora se me viene a la memoria… por tanto, yo quiero pedir disculpas… San Antonio de Palea, debe ensancharse más. Vamos a crear dos distritos urbanos.”

 Desde que el presidente la república pronunció aquellas guasonas palabras en la ciudad de Palea, ha despertado un interés febril en los “políticos” de Annobón. Ya que cada uno quiere que los tentáculos de Distrito urbano fueran a dejar huella en sus respectivas comarcas, para salir airosos más tarde con: “Os he prometido y he cumplido,” como si podrán alguna vez pensar por Annobón y su gente. Y para que ninguna comarca saliera desaventajada, después de duros enfrentamientos dialécticos entre ellos mismos; al final, idearon llevar el distrito urbano a Ákekel y Ábôbô, más tarde descartaron esta última localidad y añadieron a la lista a Liminda. Pero me pregunto ¿en su día, no se propuso construir el palacio presidencial en Liminda, y negaron, alegando que SOMAGEC gastaría desasidos materiales, porque el lugar dista demasiado del centro de la ciudad? ¿Cómo se les ocurre esta vez llevar el distrito urbano a dicha zona? ¿O sea, después de haber destruido la única escuela colonial en la isla, para construir el bunker presidencial, es cuando se dan cuenta que Liminda reúne condiciones sobradamente favorables para urbanizar? ¡Menuda gentuza!

 El principal objetivo político con el que se ingenió los distritos urbanos, es para acercar la administración a los administrados que viven en las zonas periféricas de las capitales; evitando largos desplazamientos por cualquier oficio administrativo. Pero llama la atención el caso de Annobón.

Los hermanos militantes de annoboneses, no dejan de demostrar sus torpezas y ridiculeces políticos; no se dan cuenta que ya no son efebos. Se olvidan que sus seguidismos políticos nociva a todo el pueblo annobonés. ¿Si no son capaces de lidiar por la modernización proporcionar de la ciudad de Palea, creen que harían algo con  la creación de algún miserable distrito urbano? Si ninguno de ellos ha sido capaz de plantarse al director de SOMAGEC para exigirle que dejara de destruir el tejido natural de la capital y la mala ubicación del aeropuerto,  cuánto más de cualquier otra parte de la isla. 

   Analizando minuciosamente sus pretensiones, llegamos a la conclusión de la mala intención que se oculta detrás de los fingidos distritos urbanos. El objetivo es limpiar los vastos terrenos, y como bien saben que el gobierno no se molestará en invertir un céntimo en ningún distrito urbano en las tierras annobonesas no recogidos en su programa, entonces aprovecharán  en apoderarse de los terrenos de los lugareños. Sí, pretenden hacerse con todo lo que abarca Ákekel y Liminda. Conviene sugerirles que abandonen esas insanas pretensiones. Recordarles que cada parcela de Ákekel y Liminda tiene un dueño, por tanto, que limiten esas retorcidas pretensiones. ¿Qué población reside en Ákekel o en Liminda para acercarle la administración a los administrados que allí habitan? Al parecer, ustedes no han leído los resultados del último censo de población de 2015. Es más que patente, en Annobón no existe población rural. ¿por qué pretenden arrebatar las fincas rústicas a sus propietarios ocultándose bajo el paraguas de distritos urbanos? ¿Cuántos daños más quieren hacer a Annobón?

En todo la isla de Annobón no dispone de ni una sola carretera (que nadie se atreva a decir que no estoy cuerdo), las calzadas que se ven hoy en Palea, no han sido trazadas por ningún ingeniero sobre ningún papel (maqueta), son simples trazas abiertas para los tránsitos de camiones que transportaban áridos durante la construcción del inoperante muelle  y el todavía inacabado aeropuerto, que se inició su construcción desde 2005, que  en los martes y sábado de cada semana, los pilotos se juegan la vida, y las de los pasajeros.

Por qué se engañan. Dónde está la fábrica de la transformación de atún supuestamente financiada con nueve mil millones de francos Cefas por el Banco de Desarrollo de África Central, actualmente presidido por Fortunato Ofa Mbo Nchama, fábrica de transformación de atún que durante la campaña de 2016 se anunció con pomposidad, metiendo tanto ruido que el gobernó iba a construir en Annobón. Con el fantasma de la fábrica de atún, el gobierno utilizó para distraerlos de los distritos urbanos.

Recordarlos que por sus incompetencias políticas y perfidias contra Annobón, siempre la isla ha estado al margen de todo proyecto de desarrollo, amén de la marginación política, social y económico que el gobierno estatal tiene sometido a Annobón desde siempre. Annobón no necesita ningún distrito urbano. Si la misma capital de la isla no dispone de hospital ni escuela, el agua potable, etc. ¿Creen ustedes que se haría en algún fantasma de distrito urbano? Dejen ya de alucinarse.

Palea, domingo, a 13 de agosto de 2017

Nánãy-Menemôl Lêdjam

 

Radio Macuto Facebook

Share This:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: