Press "Enter" to skip to content

Obiang Nguema no tiene vergüenza

1

Por: Celestino Okenve

En la 72 sesión de la Asamblea de las Naciones Unidas celebrada en este final del mes de septiembre 2017, el dictador, que respondió al nombre de Teodoro Obiang Nguema Mbasogo cuando el presidente de la Asamblea le invitó como orador, pronunció un discurso que parecía propio de otra persona y no el de que ha creado una de las mayores crisis que ha conocido nuestro país en los últimos 50 años.

http://webtv.un.org/watch/rep%C3%BAblica-de-guinea-ecuatorial-debate-general-72%C2%B0-periodo-de-sesiones/5582674688001/

Obiang habló reivindicando los Derechos Humanos, esos que diariamente conculca con la ayuda de sus colaboradores los ministros del Interior y de la Seguridad. Obiang parecía el mayor aliado de los Derechos Humanos.

Si hubiera levantado la cabeza, se hubiera dado cuenta que los pocos que le escuchaban, aparte de sus colaboradores, le miraban estupefactos porque conocían perfectamente que la persona que tal hablaba sobre la bondad de la observancia de los Derechos Humanos, era el mayor violador de ellos, cosa que toda la humanidad sabe. Obiang debía saber que todos sabían que es un dictador cruel que tiene en su haber varios crímenes de lesa humanidad. Y sin embargo, falto de vergüenza, se atrevía a alabar los Derechos Humanos. Incluso se servía de ellos para criticar a otros países.

A pesar de que el Consejo de las Naciones Unidas sobre los Derechos Humanos ya no lleva a cabo el seguimiento de las violaciones sistemáticas de los Derechos Humanos en Guinea, ello gracias al petróleo, todos los informes anteriores de ese organismo de la ONU explicitaban con todo lujo de detalle, los continuos atropellos que la policía, la gendarmería y su seguridad cometían un día sí y otro también, sobre los sufridos guineanos.

Los informes de la Secretaria de Estado de los Estados Unidos y de Amnistía Internacional siguen estando ahí para corroborar que los atropellos sobre nosotros cometidos por los ejecutores del tirano, siguen estando ahí. En nuestras memorias tenemos presentes estas violaciones, torturas, encarcelamientos ilegales, juicios falsos, desapariciones forzosas, muertes provocadas en hospitales, etc. etc. El más reciente atropello es la detención y encarcelamiento del dibujante Nsé Ramón.

Obiang no estaría donde está si tuviera vergüenza. Obiang no estaría donde está si se respetara como hombre de Estado, que no debe hacer muchas de las cosas que hace por propia disciplina, la del que se marca uno mismo que fuera responsable del cargo que ocupa y ejerce. Siempre pensé que Obiang se frenaría y no haría ciertas cosas, por respeto al cargo. Y quedé ingratamente sorprendido al ver que se comportaba como un hombre del hampa, organizador de una banda mafiosa.

La desvergüenza era mayor cuando el dictador criticaba a los países occidentales de ser poco respetuosos con el derecho a no injerencia en los asuntos internos de otros países o por juzgar a dirigentes guineanos -en clara alusión al juicio de Paris contra su hijo Teodorín-. Junto con la conculcación de los derechos de los guineanos, la falta de respeto a sus propias leyes de forma abierta, nos hace ver que Obiang es uno de los dirigentes más sinvergüenzas que existen en el mundo en la actualidad.

El artículo 39 de la actual Ley 8/2015 de 23 de mayo reguladora de las Elecciones Generales, municipales y Referéndum dice:

  1. El Censo Electoral es PERMANENTE.
  2. Su revisión es ANUAL y se realiza con fecha del 1º de Enero de cada año.
  3. POR CADA VOTACION SE UTILIZA EL CENSO ELECTORAL VIGENTE EN EL DIA DE LA CONVOCATORIA.

Esto es lo que dice la Ley.

¿POR QUE ENTONCES HAN ESTADO ELABORANDO UN NUEVO CENSO EN EL MES DE AGOSTO? ¿POR QUE NO UTILIZAN EL UNICO CENSO QUE DEBE SER PERMANENTE Y CUYA GESTION SE CONFIA A LA OFICINA QUE EXISTE AL EFECTO EN EL MINISTERIO DE LA PLANIFICACION EN LA DIRECCION DE ESTADISTICA? (arts. 34 a 38)

Una persona que viola descaradamente la ley, su propia ley, comete un delito y es un sinvergüenza. Obiang no respeta su palabra ni su ley. Es indigno de llamarse Jefe de Estado.

Fuente: Guinea.net

Radio Macuto Facebook

Share This:

  1. Observador Observador

    Ya da mucha peste; ni le quiero ver ni le quiero escuchar. Un gran sinvergüedad carente de honor y Buena reputación. Totalmente MUERTO como lo dice Ondó Ekekam, el poder mover la mano o pie no es nada si la cabeza ya no está bien, INDECENTE ESTE MORIBUNDO.

    Gracias por el artículo, admirable D. Celestino.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: