Press "Enter" to skip to content

Galicia y Guinea, dos mundos que se tocan

0

 

Un documental plasmará la historia del creador de la primera escuela de circo del país centroafricano, Marcelo Ndong, alias ‘Manoliño Nguema’, uno de los chicos del Circo de los Muchachos

El año 1968 fue un año importante para Marcelo Ndong, alias Manoliño Nguema. Guinea Ecuatorial proclamó su independencia de España y él obtuvo una beca para estudiar en el Circo de los Muchachos de Bemposta (Ourense), con el que después daría la vuelta al mundo en varias ocasiones, hasta que, a principios de los noventa, decidió regresar a su tierra natal para apoyar la reconstrucción del país, devastado tras la descolonización y la dictadura de Macías. “Hacía falta de todo. Yo pensaba que lo principal era la comida, así que montamos una cooperativa agrícola”, relata el propio Marcelo.

Sin embargo, el gusanillo del espectáculo se agitaba en su interior y no tardó en abrir un rudimentario teatro en la pequeña ciudad de Ebebiyin. Después de esto, se trasladó a la capital, Malabo, con un sueño más grande: crear la primera escuela de circo del país. Y así fue. En ella, formó a cientos de jóvenes, consiguió becas para otros tantos y se convirtió en el padre del teatro de Guinea Ecuatorial, un país donde no se puede vivir de la cultura. “Nadie vive del teatro en Guinea. Nadie vive de la música. Los que hacen esto es porque lo llevan dentro”, afirma.

El artista sexagenario, que actualmente dirige una pequeña guardería, canta en gallego “Catro vellos mariñeiros” en una versión que se funde con una percusión africana de raíces fang, una de las cinco etnias del país centroafricano, y baila la muiñeira.

Ahora, este “gallego-guineano”, como él mismo se define, relata su historia en el documental “Manoliño Nguema”, dentro de un proyecto mucho más amplio que aglutina teatro, música y formación, y que abanderan la ONG Waka Films y la productora Filmika Galaica, con la colaboración de la Asociación Galega de Reporteiros Solidarios (AGARESO), un proyecto que es un alegato en favor de la migración y una mirada al poder integrador y sanador de la cultura.

“Nunca me había parado a pensar qué he hecho ni qué fui ni qué quiero hacer. Tampoco veía realmente gran cosa que contar sobre mi vida”, reconoce Marcelo.

Sin embargo, los responsables de “Manoliño Nguema” sí. “Nos parecía increíble lo rápido que en España nos habíamos olvidado de Guinea, a pesar de que el país se independizó hace menos de 50 años. Así que nos pusimos a investigar y nos dimos cuenta de que ese olvido no fue casual. La Ley de Materia Reservada franquista censuró durante casi diez años toda la información que llegaba sobre Guinea. Por eso cuando conocimos la fascinante historia de Marcelo Ndong, que de alguna manera rescataba estos lazos, no quisimos dejarla escapar”, explica el director de la cinta, Antonio Grunfeld.

Tras filmar en Guinea, el rodaje se trasladará en las próximas dos primeras semanas de diciembre a Santiago, la aldea de Bemposta y la Ribeira Sacra, para lo que sus responsables buscan financiación colectiva a través de crowfunding en la plataforma Verkami.

Me voy a incluir en el grupo de los soñadores. Siempre he soñado con que un día volvería a España para representar algo de aquí“, reconoce Marcelo, que recuerda la sorpresa con que la gente lo miraban al principio. “Fuimos los primeros negros y la gente flipaba con nosotros“, comenta. Y así será, porque el proyecto culminará con una obra de teatro escrita por Marcelo Ndong con dos de sus alumnos, Gorsy Edú y Raimundo Bernabé (Russo), en la que narra su periplo y que se estrenará en Santiago el próximo 15 de diciembre.

 

 

Fuente : Faro de Vigo

Radio Macuto Facebook

Share This:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: