Y me llegó el amor

Llevaba toda una vida esperándolo,
deseándolo…
con tantísima intensidad.
Y por fin lo encontré,
y así sin más me llegó.

Con su rostro de muñeco,
la tez negra esa que brilla simplemente con la luz del sol.
Es la personita exageradamente hermosa que he visto jamás.
Nunca había conocido a nadie que trasmitiese tanta energía positiva, paz, luz, entrega y sensibilidad

¡Sí, fué mágico, no lo pude evitar!

Le miré de hito a hito,
de ver sin verle,
sólo con el corazón;
y le dije sin chistar con una grata y exquisita sonrisa en mi rostro:
“Eres de las pocas personas que podría confiar sin arrepentimiento “.

Y el me dijo: ” Wë wèwè, böla, eres hermosa y adorable, te digo más ya somos dos, amor”.
Añadió, me quedo contigo, chiquita, si me lo permites, ¡claro!, voy a hacerte feliz en lo que me queda por vivir…

Mis ojos,
mis bellísimos ojos fueron bañados por una cascada de lágrimas interminable… Estaba emocionadisima terriblemente… En nada se me fué el habla… Me quedé sin voz…
Y mi respiración fué acelerando más, más y más…
¡Ay!
Era la felicidad que me hizo una visita a domicilio y se quedó con gustó en mi corazón.

¡¡El universo estaba de gala!!

Continuó: ” Y, vas a ver, y verás, muñeca, que el amor, no es un cuento de hadas, si no que los cuentos de hadas, son cuentos de amor, amor del bueno”.
Las emociones se triplicaban… Mi alma estaba altamente contento.

Y él, tan gentil, me acarició el rostro con su mirada tan angelical, y protector.
No sabía que la felicidad era tan hermosa y profundamente rica.

Le dije: ” Muñeco mío, yo me quiero quedar aquí y alojarme aquí, por favor, y para siempre. Porque es maravillosamente bueno y sano para mi corazón.
Dijo: “¿Sabes una cosa, böla? A tu lado, mi vida, viviré hasta llegar a los 90 +… Ya me estoy viendo…” Sonrío… Y llovió en mi isla maravillosamente.

Gracias por esos días llenos de energía, mi amor.
Nne nkö höri lo bötebam ömma, böla (yo te amo con todo mi corazón, nena)

Le respondí, y yo más de lo que tú nunca sabrás…
Y me gusta ver lo que veo en mi cuando te veo; porque es malditamente lindo.


Ruth #VocesDeMiAlma

Radio Macuto Facebook

Radio Macuto Autor

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *