Joaquín conducido ante el juez. El régimen pretende implicar a Andrés Esono Ondo y a Guillermo Nguema Ela en un supuesto intento de asesinato de Obiang

Comunicado Urgente

En la jornada de hoy, 11 de marzo, Joaquín ElóAyeto, militante de Convergencia para la Democracia Social (CPDS) y activista social, ha sido conducido al Juzgado de Instrucción de Malabo para ser oído en declaración. ElóAyeto compareció, con las manos esposadas, ante la Secretaria Judicial y contó, entre otras cosas conocidas en comunicados anteriores publicados por CPDS, lo siguiente:

UNO: Que tras ser detenido por siete miembros de la Seguridad presidencial y conducido a la Comisaría central (Guantánamo), fue sometido a un interrogatorio con torturas físicas y amenazas de muerte (en la Comisaría y en la cárcel de Black Beach), para que dijera qué sabía de un supuesto intento de asesinato al presidente Obiang, planificado, según los agentes, entre Guillermo Nguema Ela, Coordinador de Fuerza Demócrata Republicana (FDR), y Andrés Esono Ondo, Secretario General de CPDS. Se le preguntó sobre las reuniones mantenidas entre NguemaEla y EsonoOndo, con qué periodicidad y los temas abordados, si hubo coalición electoral entre CPDS y FDR, si Joaquín conocía personalmente a Nguema Ela, si había estado alguna ve en su casa y si podría conducir a los agentes a dicha casa.

Como respuesta, Eló Ayeto negó estar al corriente del supuesto plan de asesinar a Obiang, y dijo que Guillermo Nguema vino muchas veces a la oficina de CPDS, no para formar ninguna coalición, sino en el marco de unas relaciones que existen y deben existir entre partidos políticos de la oposición, teniendo en cuenta, además, que FDR es un grupo político que participó en la V Mesa de Diálogo, celebrada en 2014.

DOS: Que ante la insistencia de Joaquín Eló de que le presentasen al testigo que supuestamente conoce los hechos, los agentes llamaron por teléfono a una chica, compañera de Eló Ayeto en los cursos a los que asiste en la Universidad Nacional de Guinea Ecuatorial (UNGE). La chica dijo, a teléfono abierto, que había contado a los agentes que Joaquín Eló criticaba mucho al régimen de Obiang y que había criticado, asimismo, la donación de 2.000 millones de francos CFA que Obiang acaba de hacer a la Iglesia para las obras de la Catedral de Malabo; la chica terminó diciendo que era lo único que había contado a la policía.

Resaltar que Joaquín Eló llegó esposado al Juzgado y permaneció encerrado en una de las celdas mientras esperaba la hora de declarar. La intención de las autoridades judiciales era tomarle declaración con las manos esposadas pero, a instancias de sus abogados (María Jesus Bikene Obiang y Ángel Obama Obiang), se consiguió que declarase con las manos libres.

Todo lo que rodea a la detención de Joaquín Eló es un burdo montaje del régimen que, como denunció CPDS, intenta eliminar a Andrés Esono Ondo y a Guillermo Nguema Ela del escenario político nacional, desviar la atención de la encarnizada lucha por el poder existente dentro del régimen de Obiang, lucha que se hizo patente con la intentona golpista del 24 de diciembre de 2017, cuyo proceso judicial se está dilatando de forma sospechosa, solo para evitar que salgan a la opinión pública las miserias de un régimen rechazado ya por el propio entorno de Obiang.

No es la primera vez que el régimen intenta involucrar a Andrés Esono Ondo en montajes absurdos, a cual más inverosímil. En 2015, el Secretario General de CPDS fue acusado de haber viajado, supuestamente, a Guinea Conakry, Sierra Leona y Liberia, para comprar un enfermo de ébola y traerlo a Guinea Ecuatorial para contagiar a la población y causar una masacre. Para ello, el régimen contrató a un delincuente internacional, de nombre “DialloCoulibaly”, quien vino a Malabo con todos los gastos pagados para acusar al máximo dirigente de CPDS. Tras sus declaraciones ante la Policía y los medios de Comunicación, que fueron difundidas diariamente durante cuatro meses por radio y televisión, el señor DialloCoulibaly desapareció sin que las autoridades judiciales le sometieran a un careo con EsonoOndo. El caso se difuminó sin que el Gobierno explicase al pueblo el resultado de tan vergonzoso hecho.

En el mes de marzo de 2017, cuando venía de un periplo por Europa y América, Esono Ondo fue detenido por la policía en el aeropuerto de Malabo, acusado de haber viajado a Bélgica para comprar armas con las que derrocar al régimen. Tras veinte horas recluido en la Comisaría central de Malabo, y tras declarar ante las fuerzas de Seguridad, EsonoOndo fue puesto en libertad sin cargos.

Ya en 2002, el entonces Secretario General de CPDS, Plácido Micó Abogo, fue acusado de un inexistente atentado contra la Seguridad del Estado, lo que le llevó a una injusta pena de cárcel de 14 meses.

CPDS rechaza frontalmente el intento del régimen de involucrar a su líder en una supuesta trama para asesinar a Obiang, entre otras razones porque no interesa la muerte de Obiang, sino una transición política hacia la democracia, facilitada por el propio Obiang. Todo lo que hace el régimen es una cortina de humo para tapar su propia incapacidad y el rechazo que ya despierta entre los suyos, e intentar aglutinar de nuevo a su entorno.

CPDS hace un llamamiento a la población ecuatoguineana, a los Gobiernos de España, Francia, Estados Unidos, Alemania, a toda la Unión Europea y a la Unión Africana, para que permanezcan atentos a las malévolas intenciones del régimen de Malabo para con CPDS y su líder.

Malabo, 11 de marzo de 2019

LA COMISIÓN EJECUTIVA NACIONAL

Radio Macuto Facebook

Radio Macuto Autor

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *