Los cadáveres se pudren en el depósito del Hospital La Paz de Malabo

Desde que el sobrino de Robert Mugabe fue presentado en el Hospital  la Paz como el “gurú” de la gestión hospitalaria y nombrado directo del mismo, no han hecho más salir noticias negativas de este lugar de demasiados “descanse en paz”.

 Pese a ser vendido como lo más “In” de Africa en Hospitales, la mayoría del régimen  no se interna en él ni para una tirita. Nguema Mba y Mba Nguema murieron en Sudáfrica, a título recordatorio. Cayo Ondo Mba y otros que se atrevieron, salieron de ahí ….”por una larga enfermedad que venía padeciendo” a los pocos días del ingreso

Ahora, y desde el mes de Marzo, la máquina refrigeradora del depósito de cadáveres de La Paz está averiada y nadie se ha molestado en arreglar o comprar otra; lo que causa la putrefacción de los cuerpos sin vida que ahí meten  en caso de fallecimiento por las muchas deficiencias que se registran en dicho Hospital. Cadáveres que solían meter, en los minutos siguientes al fatídico desenlace, al no saber qué decir a los familiares para que lleven los cuerpos lo antes posible.

Si en menos de tres días, ya te han cobrado entorno a 700 mil Xcfa y tu paciente muere, no suelen tener el valor de decirte que lleves el cuerpo porque se va a podrir en sus manos;y eso , justamente , es lo que suele pasar en las próximas  24 horas por el calor”.

De ese hospital , también llega la queja de la masiva presencia de asistentes venezolanas; las cuales, según una fuente,”trae el director, las pone un sueldo de 3000€ libre de impuestos ,  con  casa, comida  y transporte aparte; mientras , nuestros sueldos que trabajamos igual o más que ellas, no llegan a los 600€ .Con el agravante de cobrar tarde las nóminas, casi a la mitad de cada mes, entre los días 12 y 14

Radio Macuto Facebook

Radio Macuto Autor

Comentarios

    Benito esono nchama

    (junio 18, 2019 - 9:52 pm)

    Me encantaría obtener más información atravez de mi correo electronico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *