¡Dios mío! ( 1ª parte)

Dios, Padre mío, que estás en los Cielos.Santificado sea Su Nombre. Venga a nosotros tú Reino.Hágase tu voluntad. En esta Tierra como en el Cielo.Danos hoy nuestro Pan de cada día. Y perdona nuestras ofensas.Así como nosotros perdonamos a los que nos ofenden. Y no nos dejes caer. Más líbrame del mal.

Amén
.

Esa oración se la dedicó al único ser vivo que me enseñó la idea principal de toda devoción basada en la FE.


A mi Padre, Don Tomás Esono Ava Abuy.

Mi Dios.

Querido y amado Progenitor de mi Vida. En primer lugar y como siempre ha tenido cabida, le hago sentir, a distancia, mi fuerza en las nubes, vientos, lluvias, aguas, y todo aquello que nos conecta sin tener que tocarnos, abrazarnos y disfrutar juntos de cada partícula que nos dejen absorber. En salud siempre querido Bumbam. Fuerte como lo son los que le dan más razón a su lucha física y mental. Y lo más importante, mantener su FE tan intacta como lo veo en mi suegra en el lado “español” y femenino del tema muy de responsabilidad, coraje, lucha, y diplomacia. Por cierto, usted haciendo gestos de “SEÑOR CABALLERO” en familia, es un Crack!

Aprendemos. En eso la gana a Ella.


Gracias, Dios mío! Por SER.


Eso de arriba, hasta AQUÍ, era adulación. 


A mi Padre. Mi Dios que me enseñó a rezar. Sin ver. Pero jamás dejando de creer en uno mismo. Más Dioses no conozco. Y ni me interesan a estas alturas de la cosa político generacional global. Yo adulo a mi Zâm. A nadie más en esta existencia.


Padre, usted verá que los medios de comunicación oficiales o no, que operan en el lenguaje “prensa nacional”, no iban a dejarme a mi, precisamente a mi, sus espacios para una carta que yo hago pública porque a lo mejor no tengo otra oportunidad de que mis dos hijos, sus nietos, lean que yo cuando me escondo, es que voy de caza. 


Para el resto, el nombre que usted y mi Santa Madre, Q.E.P.D me pusieron: Don Ramón Nzé Esono Ebalé


Solo Radio Macuto tiene la capacidad nacional, actual, y sobre la REALIDAD, que bien que es Congossá, pero hasta El País vive del Congosa, bien que suene a ello, nada quita que es lo más leído a nivel nacional. Ellos y yo ahora vamos a colaborar juntos. Por si acaso.


Y es en ese nombre que le escribo. Hoy, a mis 40taypocos de vida. Y con mi familia, al igual que la de usted, perfectamente bien constituida. Como usted me transmitió. Me ayudó a concebir. Y se siente orgulloso porque sabe que yo en familia no me ando por las ramas. Aspiro a sustituirle en el rango moderno del asunto dentro de la casa de mi Santa Madre. Y como no va de peleas, entonces siempre es bueno conocer la jerarquía que empieza por Don Tomás-Ava Esono Ebalé, y sus siguientes, en su orden, 3 hermanos menores.


Yo, apodado Macho por mi entorno cercano cerrado privado, llamado Nzé por mi relación natural con la selva por la que se debe luchar siempre, y Ramón, porque un día me dijeron que un Endiosado Romano lo había impuesto así (o lo tomas o mueres), vengo a escribirle públicamente, querido Padre, estas locuras mías.


Primer lugar.
Cuando usted educó a sus 4 varones de la casa de su esposa Catalina, no recuerdo que me hubiese usted obligado, literalmente, a nada. Usted era corrector. Es corrector. Un, como dicen por aquí, un cuadriculado. De esos que gustan en todas partes. Además, alguien de su bendita formación, sabe que la mente no se domina. En los casos sobre todo cuando lo que se quiere dominar es indominable: hambre de dibujar. Por ejemplo. Usted con esa formación, y yo con mi escuela de la vida, fuimos mirándonos a la cara día a a día hasta que usted lo recuerda más que nadie, le miré y le dije: yo no quiero estudiar para que usted se sienta orgulloso de mi. 


Le añadí, me pegan mucho. Usted lo sabia. Me habían estado pegando por dibujar desde los 5 años en todos lados. Desde el colegio ese metido aquél entonces en la zona presidencial. Hasta en el Colegio Claret. Jamás entendí la reacción anti dibujos que muchos me dejaban entrever cuando por ejemplo, recuerdo que estaba yo sentado en casa de mi Hermana Madre, en Los Ángeles Qartier, y una vecina de ella se puso a lavar la ropa. Un Domingo día del Señor. Yo primero la observaba atentamente cada movimiento (me encanta el cuerpo humano tal cual es y como cada cual lo tiene). Luego fui a por papel y lápiz. Y le hice un dibujo. Pobre de mi que le fui a entregar el dibujo. Y primero pareció sonreír, pero no había visto la imagen. Ni desnuda, ni escatologicos. Lavando ropa en el barrio y yo dibujándola. Resultado: Una bofetada y un griterío tan fuerte que cuando explicó “su problema con el dibujo”, era que eso era pecado. Que no entendía ella como alguien podía dibujar su imagen. Que ella cree que tengo algo contra ella. 


Bueno, de todo, el bofetón y las menciones a su fe en que dibujarla es brujería y eso es malo para su alma.


Querido Padre. Yo no dejé de estudiar jamás. Nunca en mi vida he parado un segundo de estudiar. Yo cuando un sueño me ha invadido fuertemente, lo proceso como pesadilla o lindo sueño. Pero trato de grabarlo, incluso dormido, en una zona de mi cerebro. Porque tengo la capacidad de luego dibujarlos. Aveces solo quiero dibujar mis sueños. Pero claro, en este planeta, y con mi experiencia en estos años, más lo que ustedes, querido Padre, en el Gran Movimiento de Masas, y la M.A.O. Más otras fuentes de “solvencia grupal” que seguro tienen montado “para dejarnos en herencia”, con todo eso de frente, querido Padre, me temo que ustedes quieren seguir zurrandome, encerrándome, jodiéndome, y digo ustedes. No usted que me habla yo escucho. Y con ello me siento libre porque no me obliga. Me corrige. Ustedes, quieren seguir zurrando al que sólo os pide que me dejéis dibujar en paz. Y como no dibujo lo que os gusta. O vuestra FE es más bonita que la mía, entonces, queréis seguir gobernando mi miserable existencia. Incluso a distancia. Ya ni cortándome el pelo “porque a lo mejor…” (sus palabras, grabadas junto el mierda de Oscar, el Juez Mafioso en Malabo) parece que os interese realmente mi “aportación” a ese enclave en el Golfo de Guinea Ecuatorial. Y eso, querido Padre, no puede continuar siendo así. 


Y como aquél día que me plantee ante usted y mirándole a los ojos le dije: no más…


Léame atentamente.
Todo lo que pueda presumir la nueva generación de “responsables jóvenes” que ha dado ese país, y que son de mis tiempos de juventud alocada, todos ellos, y añadimos todo aquél que vaya por el mundo presumiendo de las cosas bonitas que puede ofrecer la República de Guinea Ecuatorial, lejos del rollo política dictatorial, o política africana, y hablando con pruebas de ese lindo país “ de los OBIANG”, Padre, lea atentamente: todos tienen en sus imágenes un JamonyQueso. 


Ese es mi sello “de libertad” con esa gente que ustedes ya les quisiera que se parecieran a mi en el tacto nacional. Y no en las Arcas del Estado, o sus Cloacas. Ellos presumen de imágenes guapas de Malabo… y mi sello les acompaña siempre. Y si exagero, búscales, querido Padre, en sus perfiles privados. Hasta el Premio Victoria a las Mujeres Todopoderosas del País es de mi sello.


Si, si, mucho machacarme, para finalmente exponerme como THE BEST.
Padre, está carta es la primera de 3 antes de cerrar mis intervenciones virtuales como han sido en los años en donde el Estado, repito, EL ESTADO, me toma por “enemigo de la Patria”. Y si mal no recuerdo, solo he escuchado que se menciona a un joven annobones, en boca del Dictador Teodoro Obiang Nguema Mbasogo, como instigador de “ideas importadas”. Eso significa que estamos señalados algunos porque no vamos por ahí presumiendo de nada que no podamos demostrar. No estamos de fiestas. Radio Macuto, este mismo medio en donde usted leerá esta carta dirigida a usted, somos señalados por macacos como Chico Enri. ¿Le contaron que estuve en BlackBeach, rompiendo la Ley de no acercarnos a su ventanilla de celda de castigo como en la que tienen a Paysa Elo Ayeto, hijo de nuestro padre Don Tomás “Eloacá”?. 


Padre, con eso quiero decirle que cuando le cuenten que yo fumo banga, recuérdeles que eso no es más importante que mi labor diría de buscar la manera menos sangrienta de solucionar el DESMANTELAMIENTO del Régimen que puede RENDIRSE “por la vida por el pueblo”. O puede LUCHAR. Pero nosotros, yo, al menos, no llevamos Armas. Y si es por fumar marihuana, que los ruidosos “limpios creyentes” nacionales no le arruinen a usted sentirse orgulloso de su Hijo: fumar tabaco es peor…


Padre, debo siempre recordarles a ustedes que no les debo absolutamente nada ni a ustedes, ni a los nuevos ustedes que aspiran a gobernarme basándose en la infantil y mediocre idea de que en la cabeza de ese nuevo movimiento de ecuatoguineanos “con FE”, en donde no dejo de incluirme porque soy de Guinea Ecuatorial, digan lo que digan o hagan lo que hagan, a la cabeza, decía, vaya el infumable Teodorín Nguema OBIANG Mangue. 
Padre, me van ustedes a perdonar, pero, ya puestos, ni acepto yo seguir siendo ecuatoguineano si se atrevieren a poner a Gabriel Mbenga OBIANG Lima. O a cualquier otro del semen de OBIANG. O cercanías tribales o sanguíneas. 


Padre, ha llegado el momento en que ustedes deben elegir el formato de “PROYECTAR UNA GUINEA MEJOR”. Y no. No pasa porque nos digan que mostremos la otra mejilla a estos “valientes ladronzuelos”. Va más bien de que ustedes sepan que la LIBERTAD se consigue, si eso quieren los que no nos la quieren dar institucionalmente, a golpe de “chocar endiosamientos”. No es gratis. Ni nunca lo fue. Además, estos nuevos sustitutos que ustedes nos proponen van un tanto subiditos con el rollo que se traen entre manos con Gabriel. Con Petróleo de por medio, y tanto interés, todo parece indicar que ser kamikazes es la solución. Pero no resolvería gran cosa.


Por eso, querido Padre, debo recomendarle observar detalladamente la imagen que ilustra esta carta. Repito, la Primera de 3 antes del 24S. En ella se ve lo que será la portada de la versión en portugués de “LA PESADILLA DE OBI”. ¿Se imagina usted, Padre, si Catalina estuviese viva?. No se sentiría orgullosa de verme mezclado entre ladrones del Estado. Ni con estadounidenses que nos quieren unir como si nuestra hermandad no fuese problemática porque algunos han decidido lamer el trasero a esta ofrenda familia de ladrones. 


Ella me estaría preguntando por si en Portugal en verano hace tanta calor como en Madrid. Me estaría contando, como hace usted ante algo así, sus aventuras por el mundo. Porque ante todo somos una familia con suerte viajera. Y lo agradecemos pudiendo hablar de más allá de Nkoannen o Yenvam.


Esa portada y sus anteriores provocan la envidia en la “OPOSICIÓN INTELECTUAL” a OBIANG. Y es que el cómic va camino de convertirse, cuando se acabe la censura, en el librito mas leído en el país. Dentro y fuera. Eso genera envidias y les cuesta a algunos “intelectuales” concebir que eso es material de ARTIVISMO (funciona incluso mejor en clandestinidad). No es: la obra del Loco fumabanga que se cree mejor que yo.


En la portada Chino y Tenso Tenso. Ya son históricos. Son mejores que todos los escritores nacionales jóvenes vivos que no podrían salir a día de hoy con esa obra en una selfie y demostrando así que la CENSURA no hace Nación, 
Eso, Padre, Ladrones.


Además, usted sabe que “yo robando, soy malo. Pero genial…”. 


Querido Padre, finalmente he de decirle que me he propuesto acabar mi proyecto 218 con el que pienso retornar a casa y presentarle a usted a su nieta Celicia Nseng Vaello Esono. No se ponga nervioso. Queda todavía para ese retorno. De la visita de ella un poco más. De mi retorno, el año que viene. Tenemos tiempo, querido Padre, de hablar de ese proyecto. Porque como ya le dije, solo es posible en Malabo si usted sigue insistiendo en decirme que “si me corto el pelo, y me dejo de fumar, a lo mejor…”


Pues ese “…a lo mejor” para mi ya es ahora.


Tengo 1 año por delante en los que me dedicaré a mis cositas de dibujante. Publicaré las otras cartas en RM. Y luego arrancaré con el Búnker Cerrado la nueva línea de LOCOStv. Las consecuencias fatales se las endosaré al régimen. Yo no les quiero matar. Me basta quitarles la idea de una Monarquia Hereditaria o no. Que se vayan a donde les dejen disfrutar de lo robado. Y si eso no es posible, entonces que decidan si yo puedo montar mi galería dedicada al dibujo y a mi familia en Malabo. O en mi intento de desafiarles, deciden asesinarme junto a otros envidiosos de la oposición, la intelectualidad, los activistas sectarios, y los ñamboros bobos como Celestino Okenve.


Don Tomás, además, recuerde usted que si me siento en Ñumbili para dibujar y regalar dibujos durante un día, en menos de 2 horas, podría agrupar a más de 50 niños. Si subo de nivel y paso a adolescentes, puedo organizar un mitin de curiosidad. Dibujo rápido, experiencia. En cualquier parte del mundo me basta vender 1 dibujo a 5 euros y ya tengo para comer ese día y vivir. Dormir, amantes. Y si no hay amantes, ¿en serio cree alguno que en Malabo voy a acabar bajo Puente teniendo a Africa viva?. Pues eso. Temen al dibujo, no. Temen al dibujante.


Como decían en BB cuando ingresé: esos listos que llegan de Europa.
Al marcharme pidieron: à Vieux, ottá bia vüian!


Estaba María Jesús.


La Madre y el Hijo.


Padre, les prometí a los chavales allá que no iba a olvidarles. Dígale usted al hermano de Don Clemente Engonga Nguema Onguene que se apriete las tuercas como Defensor del Pueblo. El Estado me debe 6 meses de mi vida.
Y créame Padre, mi FE me indica que puedo ir a Malabo y que me paguen una indemnización.


¿Y si me matan antes?


Usted viva orgulloso.



Nzé.

Importante: La imagen no está acabada porque el autor, y el medio no afín Radio Macuto van a acabarlo sí una cuota de 500 euros llega a Paysa

Força!

Radio Macuto Facebook

Radio Macuto Autor

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *